domingo, 2 de septiembre de 2007

Así, un domingo recién levantada, tomando café con leche para irme a laburar, decido que se avecinan tiempos jodidos, con mucho apunte y poca noche, empezando un septiembre que pide concentración. O no querías ser antropófaga vos?


Y me pone contenta.

3 comentarios:

marina k dijo...

amiga,
cuánta cuánta sintonía. un septiembre de mucho apunte, mejor con sol, no?
siempre invitada al piso trece, desde donde la ciudad se ve tan despejada y sirve de descanso para levantar la vista cuando te cansás de leer.
la quiero mucho,
su tocaya judía

yo dijo...

septiembre es el mejor mes para la antropofagia.
sí.

Don físico dijo...

¿Antropofogo? Pasame la mostaza....